3 lecturas de [mi] verano

Ha sido un verano atípico. Demasiado tranquilo. Estresante, también. Doméstico. Lector. A falta de viajes, me he puesto las botas a leer. De todo un poco: he leído novelas de autores independientes que participaban como yo en el Concurso Indie de Amazon (exprimiendo al máximo mi suscripción a Kindle Unlimited 😉 ), he leído alguna novela clásica a la que le tenía ganas y también algunas novedades editoriales. De entre todos, he escogido tres de las lecturas que más he disfrutado y que creo que os pueden gustar a vosotras.

captura-de-pantalla-2016-09-14-a-las-17-34-39Y entonces, tú,  de Nieves García Bautista

Ha sido uno de mis descubrimientos del Concurso Indie, y de entre lo que he leído del concurso, el que más me ha gustado.  No había leído nada antes de Nieves García Bautista, aunque sé que su libro “El amor huele a café” ha sido nº 1 en Amazon mucho tiempo.  La historia de “Y entonces, tú”, aparentemente, es sencilla: hace veinte años que David y Estela se enamoraron y ahora celebran sus diez años de matrimonio con una cena romántica en un restaurante. Esa misma noche toman la decisión de separarse. Y ahí comienza esta novela, contada como un juego de espejos y apariencias por parte de la autora, que te lleva con maestría por donde quiere en la visión que tienes de cada personaje a lo largo del libro, hasta llegar al final o al principio de su historia de amor, la de los verdaderos David y Estela.


captura-de-pantalla-2016-09-14-a-las-19-01-18Manual para mujeres de la limpieza, de Lucía Berlín

Este libro reúne los mejores relatos de Lucía Berlín, una autora norteamericana ya fallecida y rescatada ahora del olvido literario en el que vivió toda su vida. Por lo que cuenta el prólogo y las anécdotas que salpican sus relatos, Lucía Berlín tuvo una vida agitada y trashumante. Inteligente, divertida, alcohólica, se casó tres veces y ejerció los oficios más variopintos para sacar adelante a sus cuatro hijos ella sola. Al principio me costó cogerle el “swing” a esa forma diferente de narrar tan personal, ácida, tierna y honesta al mismo tiempo, a partir de personajes y situaciones muy cotidianas que te deslumbran cuando aplica su mirada  y su prosa a los pequeños detalles, tan importantes. Carteles que muestran más de lo que dicen. Sonidos e imágenes del pasado. El alcohol siempre presente… Relato a relato te lleva por episodios que van formando un universo de su vida, de su gente, sus lugares y sus relaciones, sin concesiones a la compasión ni a la melancolía, tan auténtico como ella misma. A mí me ha encantado Panteón de Dolores, Hasta la Vista y Triste idiota, entre otros.

captura-de-pantalla-2016-09-14-a-las-19-31-03El silencio de la ciudad blanca, Eva García Sáenz de Urturi

Esta novela sigue la estela iniciada por Dolores Redondo y su trilogía del Baztán, una novela policíaca que juega con las tradiciones y mitología vasconavarra, que me encantó. La cosa es que empecé a leer “El silencio de la ciudad blanca” con un poco de suspicacia y pereza por los paralelismos con la del Baztán: ambientada en una ciudad vasca y su entorno rural cercano, unos crímenes en serie con reminiscencias de las tradiciones e historia del lugar, una relación de amor, una trama en dos tiempos y, por si le faltara algo, también será trilogía. (Y le estoy cogiendo manía a esta moda de las trilogías).
Sin embargo, debo reconocer que poco a poco me fui metiendo en la historia que la escritora cuenta con mucho dominio del ritmo, el suspense, los personajes y la estructura narrativa, y al final, me gustó. Resulta una buena novela policíaca, bien contada, que te atrapa hasta el final.

Y vosotras  ¿qué lecturas de verano me recomendáis?

3 novelas románticas ambientadas en el mundo deportivo

A priori, podría parecer una combinación arriesgada: romance ambientado en deportes tradicionalmente masculinos que, a la mayoría de las mujeres, no nos interesan (y menos en España). ¡Que levanten la mano las fervientes seguidoras del hockey hielo! O del football americano (alguna más habrá, seguro).

Sin embargo, algunas autoras norteamericanas consiguen que nos hagamos admiradoras de esos estupendísimos jugadores de football americano o de hockey, guapos, duros y poderosos por fuera, tiernos y románticos por dentro, gracias a sus novelas cargadas de humor, sensualidad, glamour y mucha testosterona. Con esos cuerpazos… ¿quién se resiste?

Cázame si puedesCázame si puedes de Susan Elizabeth Phillips

Susan E. Phillips ha hecho de este tipo de novelas un éxito con su serie de los Chicago Stars, que a mí personalmente me encanta. De las que he leído, creo que mi preferida es “Cázame si puedes” (Match me if you can; no sé si a alguien se le escapó una z en vez de una s al traducir el título porque creo que la traducción debería ser Cásame si puedes), una historia muy divertida entre la joven y atípica empresaria de una pequeña agencia matrimonial y Heath Champion, un exjugador, ahora agente deportivo de jugadores de los Chicago Stars, ambicioso y adicto al trabajo, que contrata sus servicios porque no tiene tiempo ni para buscar novia. Y no quiere a cualquiera, no. La quiere guapa, educada, dulce, inteligente, de buena familia y al mismo tiempo, tradicional. O eso cree él. Traerá de cabeza a la pobre Annabelle, que por más que le presenta candidatas, las rechaza a todas hasta que encuentra por fin a la candidata ideal pero… Leedlo. SEP es una maestra de este género.

Sigue leyendo “3 novelas románticas ambientadas en el mundo deportivo”

3 novelas románticas históricas de autoras españolas

Prejuicios. Esa palabra tan janeausteiniana que define esa manía tan humana de opinar de manera desfavorable sobre lo que se conoce mal o de oídas, que dice la RAE. Confieso que en esto de la novela romántica yo tenía algunos prejuicios que ahora me empeño en derribar, por eso de llevarme la contraria a mí misma.

Mi primer prejuicio fue con la novela romántica histórica. No sé por qué. Supongo que pensaba que eran historias cursis, desfasadas, que no me gustarían. Tardé mucho en leer la primera y me encantó. La ambientación estaba muy documentada, las tramas eran interesantes, emocionantes e, incluso, divertidas. Las escenas de amor eran sexis, como dicen las norteamericanas cuando quieren mencionar que hay alguna escena de sexo explícito.

A fin de cuentas, eso lo que le pido a este tipo de libros: rigor en la ambientación histórica, un cierto uso del lenguaje y el vocabulario que, sin ser arcaico o anquilosado, sea más afín al momento, y personajes coherentes, que actúen de acorde a la época (soy flexible en este punto, sobre todo en las relaciones sexuales y en lo relativo a las mujeres, cuyo papel en aquel momento era casi nulo, pero hace poco comencé una novela cuyos personajes hablaban y actuaban como si los hubieran teletransportado de la época actual al siglo XIX inglés, y la dejé). Además de todo esto, lo que le podría pedir a cualquier otra novela, buenas historias, bien escritas, entretenidas.

El primer libro romántico histórico que cayó en mis manos era de una autora norteamericana, Lisa Kleypas, que cuenta con numerosas novelas ambientadas en la época de la Regencia inglesa (1811-1820) y en la Victoriana (1837-1901). Hasta el momento, casi todo lo que he leído es de esas dos épocas. Poco variado, si tenemos en cuenta que dentro de la novela romántica histórica hay muchos subgéneros: medieval, highlander, eduardiana, del Oeste, vikinga, colonial americana, o con mezcla de subgéneros como Outlander, que une un viaje en el tiempo (¿ciencia ficción?) con highlanders. Y seguro que me dejo más de uno sin nombrar.

Mi segundo prejuicio lo tenía con la novela romántica histórica escrita por autoras españolas. La ignorancia, que es muy mala. Pensaba que como las anglosajonas, ninguna. Y es cierto. Son verdaderas maestras en romance histórico, pero en el último año he descubierto que aquí también tenemos buenas autoras de novela romántica histórica. Todavía no he leído tantas como para tener favoritas, pero las novelas que aquí reseño me han parecido tan buenas como cualquier otra de autora anglosajon, aunque solo una de ellas sea de Regencia.

Cuando la pasión espera, de Ruth Lerga

Captura de pantalla 2016-05-19 a las 23.11.27Esta fue la primera novela que leí de una autora española, Ruth Lerga, que escribe novela romántica ambientada en el periodo de Regencia inglés. Y me sorprendió porque parecía escrito por una de esas expertas escritoras norteamericanas a las que, debo decir, no tiene nada que envidiar: está bien ambientado, tiene diálogos ágiles e ingeniosos, personajes atractivos y bien definidos, y una relación emocionante y apasionada entre ambos, que no dejan de retarse durante toda la novela.  Nicole es una joven resuelta e ingeniosa que se siente engañada por Richard, el mejor amigo de su hermano, quien la cortejó un año atrás para vengarse de que éste se hubiera enamorado a su vez, de su hermana. Está escrito con humor, sensualidad y un estilo ágil que invita a disfrutar con su lectura.
Sigue leyendo “3 novelas románticas históricas de autoras españolas”

3 libros de amor y desamor

El amor y el desamor nos remueven por dentro. Nos enfrentan a esa parte de nosotras mismas que vuela, duda, sufre, se desborda en sentimientos encontrados. Muchas veces, amor y desamor nos hacen crecer; nos volvemos más sabias, más maduras. Y más fuertes, pero también más vulnerables. Porque al amar, nos mostramos por completo, nos damos.
¿Quién no ha sufrido por amor alguna vez? ¿Quién no ha perdido a alguien con quien esperaba pasar el resto de su vida? La literatura está llena de estas historias, como no podía ser de otra forma: el amor es uno de los motores de la Humanidad.

Aquí comento tres libros que tratan este tema de muy distinta manera: desde la reconstrucción de una joven abandonada por su novio, a los relatos de amor (y desamor) de un enamorado a una chica con la que le une su admiración por un grupo de música (y otras muchas cosas, claro), o la historia de la superación, íntima e intensa, de una mujer tras el fallecimiento de su marido.

978840803142La vida imaginaria, de Mara Torres

Cuando Beto deja a Nata, esta tiene que inventarse una vida nueva, porque la suya sólo se la imagina con Beto. Evadirse de la realidad, imaginar e idealizar su relación se le da muy bien a esta chica, que ha vivido demasiado tiempo a través del que fuera su novio. Así que, cuando éste rompe con Nata, ella tiene que aprender a vivir su propia vida, desmontar sus recuerdos y comenzar de nuevo. A partir de ahí comienza esta historia tierna, divertida y optimista que Mara Torres narra con un estilo muy fresco y sencillo al que te enganchas desde la primera página hasta el final. Valoración personal: 3,5

 
Sigue leyendo “3 libros de amor y desamor”

3 hallazgos de marzo: de vivir 50, de poetisas y despertares

Captura de pantalla 2016-03-09 a las 11.52.10Vive 50. La libreta de los 50 retos

Los 50 son un año especial para la mayoría de nosotras. Algunas lo llevan bien y otras, peor. Espero llevarlo muy bien cuando me toque pero, por si acaso, ya me he apuntado la idea que se le ocurrió a Neus Arqués (escritora y analista digital) para celebrar y disfrutar al máximo de ese año: proponerse cincuenta experiencias, cincuenta sueños a realizar a lo largo de esos doce meses. Encuentros, retos, viajes, lo que sea que te motive a ti. Dice que el resultado fue espectacular (y me lo creo). Aprendió muchísimo, se lo pasó fenomenal, y luego, compartió la idea con otras amigas. De ahí surgió Vive Cincuenta”, una libreta con instrucciones prácticas, en forma de ideas, sugerencias o preguntas para cumplir esos cincuenta sueños, que ella vende en su web, aunque supongo que si eres imaginativa y le dedicas un ratito, te serviría cualquier libreta en la que apuntar y guardar después las experiencias. Yo me lo imagino como una especie de Scrapbook, en el que quedaran plasmados con todo tipo de detalles (textos, fotos, objetos) los mejores recuerdos de ese año.

Cien de Cien y todas imprescindibles

Con este hallazgo he hecho un poco de trampa porque lo conocí hace un tiempo pero quería compartirlo con vosotras igualmente. Cien de Cien es un proyecto (también se edita en papel, Ed. La Bella Varsovia)  impulsado por la joven poeta Elena Medel, empeñada en rescatar y reunir poemas de mujeres poetas españolas del siglo XX que fueron olvidadas o, que según ella, no recibieron el reconocimiento que se merecían. Os sorprenderá la cantidad de mujeres poetas que han pasado desapercibidas en este país, y también la calidad de sus poemas. A mí me gustan muchas, Susana March, Ángela Figueres AymerichPino Betancor , Blanca Sarasúa, María Cegarra, y tantas otras que he descubierto aquí. Mi enhorabuena a Medel por el esfuerzo y el enorme trabajo que debe haber detrás.
Reproduzco un poema de Pino Betancor (Sevilla, 1928 – Las Palmas de Gran Canaria, 2003) Sigue leyendo “3 hallazgos de marzo: de vivir 50, de poetisas y despertares”

3 novelas erótico-románticas

Desde “Las 50 sombras de Grey”, la novela erótica se ha popularizado y des-tabuizado. Está muy moda. Entiendo que debe haber mucha demanda para que haya tanta oferta editorial. Y parece que todo vale, tenga la calidad “narrativa” que tenga, con tal de que haya mucho sexo explícito. Da igual si está bien escrito o no, si los personajes son creíbles o no, si hay verdaderamente una buena historia que contar detrás o no. Lo único que importa es el sexo.

A mí me gusta la novela erótico-romántica, pero no me vale todo. De hecho, cada vez me hago más exigente e intransigente con ellos porque los libros son caros, mi tiempo de lectura es muy valioso y sinceramente, hay tanto libro bueno por leer ahí fuera… Pero está claro que para gustos, los colores.

Dicho lo cual, he seleccionado las tres novelas eróticas que más me han gustado hasta el momento. Dos españolas y una norteamericana. Debo advertir que yo soy más de romántica, así que me gustan las novelas eróticas que tienen una buena historia de amor detrás. Mucho amor. Si no, reconozco que me aburro en la descripción del enésimo polvo.

A las tres novelas que aquí reseño les daría mi  máxima valoración personal en su género, un 5.

Captura de pantalla 2016-02-22 a las 12.11.42Saga Valeria, de Elizabet Benavent

Fue el primer libro publicado por Elisabet Benavent, una de las pocas escritoras realmente buenas de novela erótica que tenemos por estos lares. La historia de amor entre Valeria y Víctor, sus idas y venidas, sus dudas, rupturas y reencuentros.  ¡Ay! Ese Víctor. Tan viril, tan carnal, tan seductor, tan divertido. Pocos personajes masculinos me han gustado tanto como este hombre imposible. Está narrado de una forma muy actual, fresca, emocionante, adictiva. Bien escrito y con diálogos ágiles e inteligentes. La verdad es que no pude dejar de leer, uno detrás de otro, los cuatro libros que forman esta historia en la que también se entrelazan los líos amorosos de las tres amigas de Valeria; tres prototipos de mujeres muy distintas que, junto con Valeria, nos hacen reír, emocionarnos  y reconocernos en muchas cosas.

Captura de pantalla 2016-02-22 a las 12.05.19La amante imaginaria, de Megan Hart

Bona Caballero, autora del blog Romantica que no rosa (uno de mis favoritos), me decía hace poco que  dosifica a Megan Hart porque es una autora emocionalmente dura. No lo había pensado hasta entonces, pero quizás lo sea, sí. Sus novelas son  fuertes porque son historias de amor con un trasfondo de vivencias dolorosas:  dependencias emocionales, abusos sexuales, el peso del pasado. Sin embargo, creo que el talento de esta autora radica en que, a pesar de eso, son historias muy bien hilvanadas y, por supuesto, erótico-románticas. La amante imaginaria trata de una terapeuta cuyo marido lleva cinco años tetrapléjico por un accidente de esquí. Cada primero de mes se encuentra en un parque con un atractivo y enigmático desconocido al que vamos conociendo a través del relato de sus amantes, mujeres con las que mantuvo una única noche de sexo. Entre ellos dos, la terapeuta y el desconocido, se va tejiendo poco a poco una relación de amor casi imposible.

Captura de pantalla 2016-02-22 a las 12.07.15Saga Indomable, de Kattie Black

A pesar de su nombre (utiliza un seudónimo), es una autora española (otra de las pocas buenas) y ésta es su primera novela publicada en Amazon (que yo sepa). Son tres libros –Irresistible, Incontrolable, Invencible– y se vende en forma de folletin, troceada en partes. Este formato de folletín resulta un tanto incómodo en el, ya de por sí, formato incómodo de las trilogías, pero bueno. Merece la pena esperar. Es una novela erótica de sexo duro acompañado con una buena historia de amor detrás, personajes fuertes y bien definidos, muy bien escrita, con un estilo muy personal. Da gusto leerla (y no lo digo sólo por las escenas de sexo). Trata de Alexandra, una restauradora de arte y bailarina de pole-dance de armas tomar que, por circunstancias de la vida, termina “cedida” en pago por una deuda a una estrella de rock, un tipo muy atractivo y un tanto prepotente. La relación entre ellos es explosiva desde el primer momento porque ella no se deja avasallar por nadie, y él no está acostumbrado a no conseguir lo que desea. La historia avanza con el trasfondo de una trama de explotación sexual y trata de mujeres que pondrá a prueba su relación una y varias veces pero ya se sabe que, en este género, el amor siempre triunfa. (Y por eso nos gustan!)

¿Cuáles son vuestras novelas eróticas preferidas?

3 novelas con karma

El Karma, ese principio de la filosofía budista por el cual las acciones que realiza una persona en su vida influyen en las vidas futuras de esa persona (sus reencarnaciones), parece estar de moda. Aunque según algún respetado gurú budista, al ser humano no le conviene recordar sus vidas anteriores por el peso emocional que le acarrean. Por eso, las guardamos en la “memoria del alma” hasta que estemos preparados para recordar.

Ninguno de los tres libros que comento aquí hablan realmente de eso, pero valga esta pequeña introducción para justificar que los haya puesto a los tres juntos. Además de utilizar la palabra Karma, los tres tienen en común historias con amor y mucho humor.  

Captura de pantalla 2016-01-28 a las 10.42.08No culpes al karma de lo que te pasa por gilipollas, de Laura Norton

El título hace honor a la protagonista de esta divertida historia: una mujer joven con un toque importante de ingenuidad, a la que la aparición de su amor adolescente convertido en el prometido de su hermana menor, la conducen a una sucesión de acontecimientos a cual más estrambóticos. A su alrededor, un negocio de plumas, un novio algo ambiguo, unos padres en plena crisis matrimonial y una hermana divina, totalmente ajena a sus sentimientos de amor renovado hacia el que es ahora su prometido. Con todos estos ingredientes se hilvana una historia ágil, entretenida y tierna, de las que te dejan al final con buen sabor de boca. Valoración: 3,5

Captura de pantalla 2016-01-28 a las 10.41.35Maldito karma (y Más maldito karma), de David Safier. 

Confieso que aún no he leído el segundo libro, aunque por lo que he podido curiosear en la contraportada, parece más de lo mismo, como el propio título indica: la alocada historia de una presentadora de televisión insoportable, que muere aplastada por lavabo de una estación espacial rusa. De la noche a la mañana, se despierta reencarnada en lo que se merece gracias a todo el mal karma acumulado en su vida: una hormiga que deberá recorrer su propio vía crucis para ascender por la escalera de las reencarnaciones y volver,  ya redimida, a su antigua vida. Como podréis imaginar, con este argumento es imposible no parar de reír toda la novela. Valoración: 3,5

Captura de pantalla 2016-01-28 a las 10.41.05

Mi karma y yo, Marian Keyes

De las tres novelas que he reseñado, probablemente esta es la menos divertida, aunque su autora sea Marian Keyes. Quizás no estaría aquí si Plaza & Janés hubiera optado por su título original en inglés, que nada tiene que ver con el karma: “The woman who stole my life” o “La mujer que robó mi vida”. En cualquier caso, la última novela de mi admirada Keyes no es tan buena como otras que ha publicado, aunque sigue utilizando su estilo ligero, positivo y humorístico para hablar de temas menos ligeros como las enfermedades raras o la crisis de los cuarenta en un matrimonio.
Valoración: 3

No son reseñas, simplemente, comparto lecturas que me han gustado. Las valoro subjetivamente con una calificación de 1 a 5, siendo 5 lo más y 1 lo menos. Por si ayuda.

3 hallazgos de enero

En estas primeras semanas de enero he llegado a tres “descubrimientos o hallazgos” que, por distintas razones, me han llamado mucho la atención y los he ido apuntando para volver sobre ellos y compartirlos aquí.
Hoy es el día.
Uno tiene que ver con encontrar “tu estilo”, otro con un gran desconocido para mí, y otro con un plan estupendo por Madrid. Me explico:

El estilo que te hace feliz.
Uno de mis propósitos recurrentes e incumplido de forma sistemática en años anteriores era “arreglarme más y ser más coqueta”. Porque no lo soy en absoluto. Al vestirme, prima la comodidad (vaqueros cómodos, zapatos planos rápidos de quitar y poner) y lo que tenga a mano, antes que verme bien. Mi estilo, casual total. Casual en el sentido de que me pongo lo que encuentro casi “por casualidad”en mi armario.

Me cuesta mucho ir de compras.
Me cuesta mucho dedicar tiempo a elegir mi ropa.
Me cuesta mucho darle importancia a mi aspecto externo.

Por más que lo intente, alinear esa forma de ser con el reconocimiento de que, con el paso de los años, debo cuidarme más para no parecer una “bruja” precoz, no funciona. Así que cuando descubrí la web de Andrea Moretti “El estilo que te hace feliz”, en el que da sencillos consejos de sentido común para encontrar o sacarle el mejor partido al estilo que te hace feliz (que, en mi opinión, no es otro que ser tú misma), me encantó.

Los consejos, llamados “Pistas de Estilo”, están en su web, pero también los ha reunido en un libro muy bonito y vistoso. A mí no todas sus pistas me valen, pero entre las cientos que tiene, he escogido las que más resuenan en mí, y las estoy adoptando poco a poco.

Captura de pantalla 2016-01-21 a las 11.22.02

Pero ¿quién era este hombre? Mariano Fortuny
Documentándome para una nueva historia que estoy empezando a escribir, esta semana visité el Museo del Traje de Madrid y ¡oh, sorpresa! llegué a una vitrina donde se exhibía una reducida colección de vestidos maravillosos diseñados por un tal Mariano Fortuny (sí, el pintor de principios del siglo XX, también grabador, fotógrafo, diseñador textil y diseñador de moda… un personaje muy desconocido para mí), que al parecer, fue el gran innovador en tejidos y diseños de moda en aquellos años. En cuanto llegué a casa, me puse a buscar quién había sido exactamente Fortuny, y no podía salir de mi asombro cuando leía todo lo que había hecho en su vida, su creatividad, su talento … me ha fascinado.

 

Las “Sin Sombrero”
Y por último, también fruto de mis pesquisas documentales, esta semana me llamó la atención una visita guiada por Madrid titulada “Mujeres del siglo XX. La llegada del cambio”, un recorrido por las mujeres más modernas de finales del XIX y principios del XX. Ya sólo por conocer quiénes eran las del té sin acompañante, las “sin sombrero”, las lyceómanas y las mujeres de café, me apetece un montón hacerla.

La visita está prevista para el sábado 6 de febrero con la Asociación Carpetania de Madrid.

Captura de pantalla 2016-01-21 a las 12.21.20
Se llamó así a las mujeres artistas, escritoras e intelectuales de la generación del 27

3 novelas con violencia machista

He pensado recomendar libros que haya leido y que tengan algo en común entre sí, algo evidente o invisible, da igual. No son reseñas, simplemente comparto lecturas que me han gustado, y por qué me han gustado hasta el punto de compartirlas aquí. En este caso, son tres novelas que, de una forma un otra, abordan un tema que nos duele a todas y a muchos: la violencia machista o contra las mujeres, ya sea física, psicológica, sexual.

Algún amor que no mate, Dulce ChacónAlgún amor que no mate, de Dulce Chacón

Una novela cortita e intensa que se lee muy fácil, y con el corazón encogido.
El mundo de Prudencia se ha vuelto muy pequeño. Su casa, su marido y a veces, su prima. Dejó de ver a sus amigas, a él no le gustaban. Y a sus padres: él los echó de su casa. No sale a trabajar porque su marido le dijo que era él quien debía de mantener a la familia. Y cuando Pruden por fin se atrevió a decirle que había pensado divorciarse, “él le dio dos bofetadas que la tiraron al suelo. No le dolieron en la cara, sino al lado del alma, en ese rincón que no se le puede enseñar a nadie, pero a mí, Prudencia sí me lo enseñó”.

 

Captura de pantalla 2015-11-09 a las 23.07.49Un tipo encantador, Marian Keyes

Reconozco que es uno de mis libros preferidos de esta autora.
Cuatro narradoras, cuatro historias de cuatro mujeres muy distintas que convergen en la figura de Paddy, un político carismático que las sedujo a todas en algún momento de sus vidas. Marian Keyes aborda la violencia machista en este libro con su habitual ironía y sentido del humor, pero también con inteligencia y delicadeza.

 

Captura de pantalla 2015-11-09 a las 23.07.26Pequeñas grandes mentiras, Liane Moriarty

No soy muy fan de esta autora, la verdad. Este libro me dejó un poco fría pero si te gustó su anterior novela “El secreto de mi marido”, quizás te guste este.
Jane se muda con su hijo pequeño a una comunidad en la que nada es lo que parece, especialmente  entre las madres del mejor colegio de la zona. Madeleine y Celeste lo saben muy bien. Hay quienes mienten para ocultar algo, hay quienes mienten para proteger a alguien y hay quienes se mienten a ellas mismas para sobrevivir. (Actualización nov’17: al parecer, están emitiendo una serie de TV de gran éxito, Big little lies, a partir de esta novela)